El némesis que Nétflix tanto temía

acción, adaptation, ciencia ficción, cinéfilos, comic, Disney, Marvel -

El némesis que Nétflix tanto temía

Disney dominando el mundo... otra vez.


Créanlo o no, llegamos a 2021, y al menos ya nadie salió con esa bonita frase de: “Nuevo año, ¡sorpréndeme!” Porque vaya que la vida nos puede sorprender y no de la mejor manera... Si, te hablo a ti, 2020. Pero quien si esta causando una impresión aun mayor a la esperada en esta nueva vuelta al sol, es nada mas y nada menos que Disney +.

En México ya vamos para 3 meses con el servicio de streaming del ratón más famoso del mundo y ya se ha vuelto el némesis que Netflix y Amazon temían. Por decir algo, Disney + proyectaba tener 90 millones de suscriptores para el 2024, pero antes de que terminara el año pasado, ¡ya contaban con mas de 80 millones de usuarios! Y además del factor pandemia, esta proeza de ventas, se le puede atribuir prácticamente a dos de las franquicias que Disney posee: Starwars y Marvel.

Y después del no tan satisfactorio final de la saga Skywalker y el cierre que nos trajo Avengers: Endgame, al parecer nadie esperaba que estas historias ocuparan otra vez tan pronto los primeros lugares de popularidad en el mundo del entretenimiento, pero ahora en la comodidad de nuestros hogares. Y al parecer, es apenas el comienzo.

 

Empecemos hablando un poco de la serie por la que todos pagamos nuestra suscripción anual (si, no se hagan, era un ofertón): The Mandalorian. Un spin-off protagonizado por Pedro Pascal (Game of Thrones, WW1984) y escrito y producido por Jon Favreau, quien es ahora conocido como el santo patrono de todos los fans de Starwars en la galaxia. Aquí se nos cuenta la historia de un cazarrecompensas que, por azares del destino, encuentra a “el Niño”, un pequeño de la misma especie que el maestro Yoda quien, al parecer, ha sido bendecido con grandes habilidades para interactuar con La Fuerza, lo que lo hace un objetivo muy importante para los remanentes del recientemente caído Imperio.

 

Los primeros ocho episodios se sienten como si cada uno fuera su propia historia, pequeña y contenida, para ir poco a poco construyendo una historia más grande. Lo cual es muy bien aprovechado por la serie, ya que cuenta con la participación de varios directores, como Dave Filoni (Avatar: the leyend of Aang), Bryce Dallas Howard (Jurassic World) y hasta Taika Waititi (Jojo Rabbit), dando como resultado una buena diversidad en las aventuras de los personajes. Además, lo que más agradecen los seguidores de la franquicia, es que se respetan esas reglas que han sido establecidas por las primeras películas y, muchos momentos, se siente como una extensión muy orgánica de ese ambiente como de cantina intergaláctica donde conocimos a personajes como Han Solo o Jabba the Hut.

 

Cabe mencionar que todo el trabajo de diseño de producción es simplemente increíble. Detalles como los escenarios que nos hacen sentir en otros mundos, una banda sonora que transmite de manera efectiva el sentimiento de western espacial y detalles en naves y armas que se vuelven tan cruciales como los personajes en sí. Apuesto que más de uno desearía usar una armadura de beskar.

Hablando como un fan muy casual de todo ese universo, puedo decir que la emoción que se siente en los últimos 3 episodios no depende sólo de conocer todo el lore de la Guerra de las Galaxias, sino también de un excelente guion, grandes valores de producción y un gran respeto a una historia que es tan importante para millones de personas. This is the way…

Pero no fue solo Mando quien mantiene sobre sus hombros la gran responsabilidad del éxito de Disney +. También Marvel está de vuelta y, ahora, en forma de miniserie. Y aunque las expectativas no eran tan altas por ver lo que podrían ofrecer la Bruja Escarlata y Visión, es muy grato ver de nuevo algo que nos emocione tanto como las grandes producciones del UCM. WandaVision ocurre después de los eventos de Endgame, aunque eso no nos lo dicen hasta el cuarto episodio. Los primeros tres episodios no se detienen a explicarnos del todo que es lo que está sucediendo en pantalla, solo nos toca disfrutar del homenaje a la televisión de las décadas 50, 60 y 70. Y si bien, el tono de la miniserie es el de una comedia, hay breves momentos donde nos dejan ver que hay algo siniestro tras bambalinas.

 

Sin duda, la química entre Elizabeth Olsen y Paul Bettany es uno de lo aciertos de la miniserie, pero la producción que hay de por medio también es una maravilla. Por ejemplo, en el primer episodio, que se emula a la televisión de los 50’s, la relación de aspecto es 4:3 y no 16:9 como es lo acostumbrado en nuestros días. Así como también el uso de blanco y negro para después hacer la transición a color en la década de los 60’s. Y como siempre, en lo que a Marvel se refiere, no se podían dejar de lado los cameos y referencias a otros personajes, ahora en forma de “comerciales” dentro del show, en donde vemos mencionar a Industrias Stark e incluso a la organización maligna, Hydra.

 

Aún faltan 4 episodios para que termine la primera de tantas series del UCM que llegarán a Disney +, pero nos emociona mucho (aunque no estuviéramos dispuestos a emocionarnos) el tono que se va estableciendo para las futuras películas, las cuales esperamos poder ver en cines. Mientras tanto no nos molesta (aún) quedarnos en casa para disfrutar lo que Marvel ha preparado para nosotros, en especial el regreso de la Dra. Darcy Lewis.

 

Disney + quizás aun no cuente con un catálogo tan variado como otras plataformas, pero es sólo cuestión de tiempo. HBO Max, Apple +, Hulu, Netflix y Amazon tendrán que hacer un gran esfuerzo para estar a la altura, y nuestras carteras también. Si algo es seguro para este 2021 es que las opciones de entretenimiento no harán más que aumentar. La guerra de streaming esta en su mejor momento y nosotros tenemos un asiento en primera fila.

 (φοῖνιξ)


Dejar un comentario

Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados

Etiquetas