La cantidad, sí importa.


Consumir alimentos en poca o demasiada cantidad, hace que se presenten enfermedades por la mala nutrición como desnutrición y obesidad, o deficiencias de vitaminas y minerales que ocasionan diferentes trastornos. 

“Que tu medicina sea tu alimento y que tu alimento sea tu medicina”

Los hábitos alimentarios de la familia son influidos por varios factores: el lugar geográfico en donde viven (vegetación, clima, etc.), la disponibilidad de alimentos en la región y las diversas experiencias y costumbres que están presentes en cada comunidad, que van desde la manera en que se seleccionan y preparan los alimentos hasta la forma en que se consumen.

Los hábitos o tradiciones alimentarias frecuentemente se basan en conocimientos adquiridos por experiencia y costumbres de cada comunidad o país. 

“La salud no lo es todo pero sin ella todo lo demás es nada”

Dejar un comentario


Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados