LAS SERIES DE TV SESENTERAS Y EL AUGE FILMICO (Parte 3)


Y seguimos con Perdidos en el espacio, en 1965, el productor Irvin Allen tuvo la idea de crear un programa que abordara temas como el desastre ecológico y la invasión tecnológica a través de los ojos de una familia ¡perdida en el espacio!

La premisa tuvo aceptación y los Robinson, junto con su inseparable robot, como algunos dirían... alcanzaron el infinito y más allá. La adaptación, con un guión bastante apegado a la serie original, el director Stephen Hopkins logro convencer a varios actores de primer nivel para volver a pilotear la nave Júpiter 2 en búsqueda del planeta Alpha Prime y, de paso, ofrecer un apabullante espectáculo de efectos visuales y criaturas computarizadas.

Como resultado tenemos que, si la inocencia técnica y argumental de la serie fue lo que atrapó a los televidentes, la saturación de los efectos en el filme fue lo que ahuyento a los cinéfilos. Los personajes permanecieron intactos pero la magia inicial se perdió, irónicamente ante los excesos de la invasión tecnológica.

Sin duda, un descalabro comercial.


Dejar un comentario


Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados