WOODY ALLEN.


Considerado como uno de los cineastas más iconoclasticos del mundo. Inicia su carrera como guionista de televisión, siendo apenas un adolescente. En 1961, comienza a actuar en pequeños cafés bohemios de Nueva York. Su estilo mordaz e ingenioso pronto llamo la atención y lo llevo a escribir libros humorísticos y piezas teatrales, en donde ya se manifestaba la combinación de parodia, cinismo y filosofía que se convertiría en el elemento emblemático de su prolífica obra cinematográfica. 

En 1969, obtuvo su primer gran éxito gracias a “Robó, huyó y lo pescaron”, cinta que protagonizo, escribió y dirigió. Después de varias exitosas comedias, le siguió “Annie Hall”, considerada por muchos como su obra maestra, la que lo consolido como un cineasta de primer nivel, fiel a su estilo, aunque abierto a la experimentación y la búsqueda estética. 

Aunque ha recibido tres Oscares (de un total de 19 nominaciones), Allen se mantiene al margen de este tipo de reconocimientos, argumentando como él lo ha dicho “Que las ceremonias de entrega de estatuillas se celebran siempre en lunes lo que me impide acudir a ellas por el compromiso de tocar el clarinete justo ese día en el bar neoyorquino Elaine’s”.


Dejar un comentario


Por favor tenga en cuenta que los comentarios deben ser aprobados antes de ser publicados